lunes, 17 de octubre de 2016

Notas sobre un viaje a Italia (II). Bobbio


El ponte Vecchio con once arcos desiguales, de origen romano
El día 9 decidimos visitar Bobbio, una localidad de 3700 habitantes, en la provincia de Piacenza, que dista unos 45 km de esta ciudad. Se encuentra al pie de los Apeninos, en el valle del Trebbia (patrimonio ambiental de la UNESCO por su importancia ecológica), río que nace en Liguria y recorre 120 Km hasta desembocar en el Po.
Es una localidad muy visitada los fines de semana, por sus destacados monumentos (ponte Vecchio, catedral, abadía de san Columbano), bellos paisajes para hacer senderismo o buscar setas, y buenos restaurantes. 
A llegar aparcamos con dificultad por falta de sitio y recorrimos la calle principal hasta llegar a la plaza de la catedral donde había instalado un mercadillo de alimentación: quesos, vinos, embutidos, setas frescas y disecadas, entre las que destacar los funghi porcini o Boletus edulis, fruta y otros productos de la tierra. 

Fachada de la catedral
Interior de la catedral

Después de un recorrido por los puestos del mercadillo, visitamos la catedral de santa María Assunta, construida en el año 1075, con dos espléndidas torres, una fachada gótica de 1463, y una decoración moderna en el interior. 





Fachada de la catedral

Vista interior de la catedral 



















Más tarde nos dedicamos a callejear, ver escaparates y buscar un sitio para comer. 
Tuvimos que esperar hasta conseguir una mesa y poder disfrutar de un delicioso menú compuesto de entremeses y otros platos (arroz, carne) cocinados con boletus.
Después del café visitamos la abadía de san Columbano, un monasterio fundado en el año 614 que dispone de una de las mayores bibliotecas de su época (en ella se basó Umberto Eco para su novela El nombre de la rosa). 
Claustro de la abadía
Entrada a la abadía







Por último,  antes de regresar a Castell'Arquatto, visitamos la basílica de san Columbano y nos despedimos de esta bella ciudad. 


Fachada de la basílica
Interior de la basílica
Mosaico del siglo XII




Al día siguiente viajamos temprano a Lucca, ciudad amurallada de la Toscana, donde nació Puccini
Reservamos a esta visita dos días y dos noches de hotel. 
Continuará... En la próxima entrega escribiré sobre Lucca, Puccini y Pisa, merecen capítulo aparte.